¿Qué dosis debo tomar?

Comience con una gota, tres veces al día. Para indicaciones específicas puede consultar nuestra sección ¿Qué dosis debería tomar?.

¿Puede interactuar con mi medicación?

El CBD reduce la actividad de la enzima hepática responsable de las descomposición de muchas sustancias, como los fármacos. El CBD puede disminuir la presión arterial, que podría ser demasiado baja si se toman otros medicamentos para este fin, lo cual resultará en mareos o debilidad.

Además, el CBD puede ayudar a estabilizar los niveles de azúcar en la sangre. Hemos escuchado que algunas personas pueden requerir menos insulina luego de haber tomado el aceite regularmente durante un período. Se debe estar atento a los niveles de azúcar en la sangre cuando se administra insulina junto con el extracto de CBD. Por lo que sabemos, el aceite de CBD se puede tomar con cualquier tipo de suplementos nutricionales. 

¿El CBD causa adicción?

El aceite de CBD no es adictivo. Solo el  THC, que está prácticamente ausente en el aceite de CBD, tiene potencial psicoactivo. No hay sensación de abstinencia cuando el aceite se descontinúa. El CBD no tiene ningún potencial psicoactivo, sin embargo, influye en varios procesos bioquímicos a través de los cuales puede producir sus efectos calmantes y bienestar mental.

¿Dormiré mejor?

Algunas personas duermen bien con CBD, otras no. Por lo general, depende de la razón que genera la dificultad para dormir. El CBD puede ayudar a relajar cuerpo y mente y a disminuir dolores, de modo que sea más fácil dormir. Por otro lado, algunas personas notan un incremento en sus niveles de energía, lo que podría dificultar conciliar el sueño. Por lo general, una vez que se queda dormido, pasará la noche en calma. Si nota que le es difícil conciliar el sueño, tome las últimas gotas del día unas 2-3 horas antes de dormir. El efecto energizante debe pasar y aparecerán los efectos calmantes, lo que le ayudará a dormir.

¿Puedo dárselo a mi mascota?

Los perros y gatos reaccionan muy bien al aceite de CBD. Las posibles aplicaciones son numerosas, desde la epilepsia hasta la artritis y los trastornos de la piel. El metabolismo de los perros es relativamente alto, lo que es una posible explicación a la rapidez con que se producen los efectos del CBD en sus organismos. La dosificación efectiva es más baja que la necesaria para los humanos. El aceite se puede poner directamente en la boca o frotar sobre las encías. A algunos animales no les gusta el sabor, por lo que puede ser una opción agregarlo en la comida o postre. Encuentra más información en nuestra paǵina de Mascotas.

¿Cómo se almacena mejor el aceite?

El aceite de CBD debe ser almacenado preferiblemente en un sitio oscuro y a temperatura ambiente. En la nevera suele solidificarse, lo que dificulta que salga del gotero. El calor y la luz aceleran la descomposición por lo que es mejor evitarlos. El aceite puede durar por lo menos un año, o hasta mucho más debido a un cierto efecto de autoesterilización de los cannabinoides.